FUENTES DE JILOCA.- Un trabajo de investigación en conjunto con el que se recupera una vidriera de alabastro atribuida a la escuela de Pietro Morone

Pueblos
Tipografía
  • Más pequeño Pequeño Mediano Grande Más grande
  • Predeterminado Helvetica Segoe Georgia Times

El historiador José Luís Cortes junto con el arcipreste de Calatayud, Jesús Vicente Bueno y la profesora de la universidad de Zaragoza Carmen Morte logran recuperar la pieza

Mas de uno Calatayud


El historiador José Luís Cortés, natural de Fuentes de Jiloca llevaba más de 30 años buscando una pieza de alabastro policromado que cerraba una de las ventanas de la iglesia de Fuentes de Jiloca. “En 1982 se reparó la iglesia, quedaba una vidriera entera que se restauraba en su lugar y otra que se desmontaba para su posterior restauración” nos comentaba Cortés. Desde entonces a la vidriera se le fue perdiendo la pista. Además, Cortés, no contaba con ninguna fotografía de la pieza aunque si la imagen clara en su memoria.
En varias ocasiones Cortes intentaba recuperar las pistas de donde se podría encontrar, consiguiendo finalmente que podría encontrarse en el Museo de Pamplona.
En el mes de abril de este año, a través de Rubén Llorente conseguía una foto antigua de la iglesia en la que aparecía el trozo de la vidriera antes de ser desmontada, una fotografía en torno a 1984. Con las fotos y la pista de donde se podía encontrar se puso en contacto con la profesora de la Universidad de Zaragoza, Carmen Morte y junto con la ayuda del arcipreste de Calatayud, Jesús Vicente Bueno, volvió de nuevo a intentar localizar la pieza.
Finalmente entre los tres conseguían localizar la pieza. En un principio se llevaba a un taller de restauración del Museo de Pamplona. Un taller cerrado en su día. La pieza no se encontraba en el Museo y a través de distintos contactos finalmente se conseguía recuperar la pieza que estaba en ese taller cerrado. La hija del restaurador, Elena la guardaba desde 1986.
Según afirman estos profesionales que han estado investigando para recuperar la pieza, el diseño de la misma indica que se trata de la escuela de Pietro Morone por las semejanzas con sus modelos.
Una vidriera que se volvía a presentar este pasado domingo en la localidad de Fuentes de Jiloca, y un extraordinario trabajo en conjunto para, primero localizar donde se encontraba la pieza, y después contando con la colaboración de los artesanos que la guardaban, recuperarla.

 

 

Sisamon
CODOS
Ibdes
TORRIJO DE LA CAÑADA
Torralba de Ribota
CABOLAFUENTE
publicidad
publicidad
publicidad